CRANEOPUNTURA

YNSA – Yamamoto New Scalp Accupunture
Nueva Acupuntura Craneal de YAMAMOTO

¿Qué es la YNSA?

Es un método de diagnóstico y tratamiento, de acupuntura craneal ambulatorio, desarrollado por el Dr. Toshikatsu Yamamoto, en la cual se encuentran puntos de efecto terapéutico sobre el cuerpo, claro y sencillo de aplicar y de enorme efectividad y seguridad y es más rápida en sus efectos terapéuticos que la acupuntura tradicional china.

Consiste en la aplicación de agujas u otras herramientas como el láser para estimular determinadas regiones del cuero cabelludo, las cuales se corresponden con las áreas del cuerpo del paciente afectadas por el trastorno. El objetivo es aprovechar la capacidad neuroplástica del cerebro para que regiones sanas del mismo asuman las funciones de las áreas dañadas.

 

¿Que se puede tratar con ella?

  • Los cuadros neurológicos, como las secuelas de isquemias o infartos cerebrales, hemiplejías, la enfermedad de Parkinson, el temblor esencial benigno, jaquecas crónicas, acufenos, neuralgias de trigémino, parálisis facial, esclerosis múltiple, vértigo, afasias, epilepsia, problemas del sueño, depresión y otros trastornos psíquicos, etc.
  • Sobre el aparato osteo-articulo-muscular dolores de todo tipo, artritis, artrosis, dolores post quirúrgicos, dolores post traumáticos, contracturas de todo tipo, ciatalgias, lumbalgias, hernias de disco, coxalgias, osteoporosis, etc.
  • En los órganos de los sentidos, se pueden tratar: glaucomas, degeneración macular, estrabismo, conjuntivitis, disminución de la agudeza visual, alergias, rinitis, sinusitis, obstrucción nasal, estomatitis, dolores de garganta, herpes simple, herpes zoster, odontalgias, problemas auditivos, otitis, y otros.
  • Sobre los diversos órganos: problemas estomacales, renales, del aparato respiratorio, hepatitis, pancreatitis, colecistitis.

El tratamiento de las enfermedades agudas dura pocas sesiones.

En las enfermedades crónicas deben hacerse entre dos a tres sesiones semanales, un lapso de tiempo.

 

ACUPUNTURA

La acupuntura consiste en la inserción de agujas muy finas en la piel en puntos estratégicos del cuerpo. La acupuntura, un componente clave de la medicina china tradicional, se utiliza con frecuencia para tratar el dolor. Su uso es cada vez más frecuente para mejorar el bienestar general, por ejemplo, para manejar el estrés.

La medicina china tradicional explica la acupuntura como una técnica para equilibrar el flujo de energía o fuerza vital, conocida como «chi» o «qi», que se cree que fluye a través de canales no visibles (meridianos) en el cuerpo. Al insertar agujas en puntos específicos en estos meridianos, los acupunturistas consideran que el flujo de energía se reequilibra.

Por el contrario, muchos acupunturistas occidentales ven a los puntos de acupuntura como lugares para estimular nervios, músculos y tejidos conectivos. Algunos creen que este método estimula los analgésicos naturales del cuerpo.

La acupuntura es una práctica muy extendida desde hace miles de años en países asiáticos, pero hoy en día se practica en todos los países del mundo, tanto en la zona oriental como occidental.

La acupuntura se usa principalmente para aliviar las molestias asociadas con distintas enfermedades y afecciones, entre ellas:

  • Disminuye el dolor. Regula el sistema nervioso vegetativo por lo que sirve para dolores crónicos tipo artritis o artrosis, y dolores agudos como cefalea, dolores de espalda, menstruación, fibromialgias o dolores causados por lesiones, como contracturas o esguinces.
  • Favorece la circulación, por lo que puede ser eficaz en inflamaciones y varices, mejora la cicatrización de heridas y reduce los edemas musculares.
  • Mejora los síntomas en procesos respiratorios como el asma, bronquitis crónica, rinitis, sinusitis o tos alérgica.
  • Libera del estrés y la ansiedad, porque logra el equilibrio en la energía del cuerpo y ayuda a la relajación
  • Mejora el insomnio al liberar la ansiedad y ayuda en los procesos depresivos ya que al sentir menos angustia afrontarás mejor los problemas.
  • Puede ayudar a disminuir el síndrome de abstinencia en drogadictos por lo que se utiliza en tratamientos de desintoxicación.
  • Ayuda a Mejorar síntomas de dolor menstrual
  • Disminuye los síntomas de la menopausia.
  • Disminuye reacciones alérgicas en la piel, por lo que utiliza en tratamientos de urticarias, dermatitis atópica o psoriasis.
  • En el tratamiento del cáncer la acupuntura se utiliza para disminuir los efectos secundarios que la radioterapia o la quimioterapia producen como náuseas, vómitos, mareos. Activa el sistema inmunitario y hace que el paciente se enfrente con más fuerzas a su enfermedad.

La acupuntura intenta equilibrar la energía de tu cuerpo, que muchas veces se canaliza de manera errónea por tu modo de vida, tus hábitos o tu alimentación. No interfiere en los tratamientos habituales que los médicos prescriben, por lo que no es excluyente. Consulta con tu médico si tienes dudas de si optar por esta terapia alternativa.

Riesgos y efectos secundarios

La acupuntura tiene pocos efectos secundarios y el riesgo es muy bajo si recurres a un acupunturista certificado y competente que usa agujas estériles; por lo tanto, vale la pena probarla si tienes dificultad para controlar el dolor y quieres aportar algo más a tu salud para sentirte mejor. Los efectos secundarios frecuentes comprenden dolor, y moretones o sangrado leve en el lugar donde se introducen las agujas. Si bien no existen contraindicaciones absolutas se debe de tener precaución en infecciones, trastorno hemorrágico, marcapasos y embarazo.